Atrasarían la fecha del Día del Padre para que los comercios puedan trabajar

pa2.jpg

La pandemia de Covid-19 obligó a modificar la agenda en muchos sectores de la sociedad y, quien parece sufrir de las consecuencias de la caída económica, es la celebración del Día del Padre, fecha que quedó cerca de ser atrasada.

Sendos representantes del segmento de la indumentaria, el calzado y la industria ligada a la elaboración de estos productos, elevaron ante la Secretaría de Comercio Interior que encabeza Paula Español un pedido para que la fecha se traslade al mes de julio como alternativa para garantizar una comercialización sostenida y la posibilidad de cumplir con las pautas de, en términos de moda, el conocido cambio de temporada.

La existencia de la solicitud fue confirmada por voceros de la Cámara Industrial de la Indumentaria (Ciai) y Fecoba, la federación que integra al comercio y la industria en Capital Federal. “En principio se está pidiendo que el ‘Día del Padre’ se traslade a la primera mitad del mes de julio, pero tampoco descartamos volver a hacer otra solicitud ya solicitando que la fecha se corra para agosto”, comentó Fabián Castillo, presidente de Fecoba.

La posibilidad enciende más de una esperanza, por ejemplo, en el ámbito de las zapaterías. Cerca de 1.600 locales que ofrecen calzado se encuentran totalmente cerrados desde que el Gobierno impuso la cuarentena a raíz del Covid-19.

Mover la fecha a julio, siempre y cuando se habilite el funcionamiento comercial del rubro en las próximas semanas, les permitiría a los emprendimientos colocar en el mercado parte de su colección otoño invierno para ya comenzar a ofrecer los modelos de primavera.

Desde la Ciai su gerente general, Alicia Hernández, se refirió al pedido presentado ante Comercio Interior y aseguró que la solicitud también cuenta con respaldo de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (Came). “Nuestra intención es que el ‘Día del Padre’ se lleve a cabo el domingo 12 julio, mientras que Came en un principio postuló el 19. Es una fecha clave no sólo por la venta de ropa y calzado masculinos, sino porque para la indumentaria femenina implica el cierre de temporada. En el calendario de nuestro rubro, es el momento en que empiezan las liquidaciones. Si el ‘Día del Padre’ tuviera lugar en junio, habremos llegado a esa fecha clave con toda la ropa de otoño e invierno sin vender. Para la ropa masculina, por ejemplo, esa fecha es la más importante”, enfatizó Hernández.

Los Primeros

Be the first to comment on "Atrasarían la fecha del Día del Padre para que los comercios puedan trabajar"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*